(01) 215 – 8000

El manipulador telescópico es un equipo notable por la cantidad de tareas que puede realizar gracias a su diseño. 

De acuerdo a lo definido por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo (INSHT) de España, en sus documentos divulgativos, los manipuladores telescópicos son carretillas autopropulsadas, con operador a bordo y destinadas a manipular cargas de todo tipo, gracias a un sistema de alcance variable mediante una pluma extensible a la que se le agregan accesorios específicos.

Estos equipos siguen evolucionando en rendimiento y condiciones de seguridad, lo que les transforma en una excelente herramienta en distintos rubros, siendo uno de los más destacados el de la construcción. 

¿Qué elementos hacen del manipulador telescópico un equipo tan apreciado? Aquí te lo contamos. 

 

Características y tipos de manipuladores telescópicos

 

Sobre los manipuladores telescópicos se repiten ciertos términos tales como versátil, multifuncional y polivalente… los que resultan muy precisos para comenzar a señalar sus características:

 

  • Llega a distancias y alturas difíciles ayudado de un brazo telescópico o extensible, con capacidad de girar su cabina hasta 360° y desplazarse. 

 

  •  Puede desarrollar múltiples tareas gracias a los aditamentos o accesorios que se acoplan a la punta del brazo extensible y le permiten desarrollar tareas diversas: cucharones de distintas medidas, horquillas, extensiones de horquillas, pinzas, plataformas, enganches para contenedores, prensores de carga y empujadores de carga, barredora, cesta elevadora, entre otros. 

 

Sin embargo, su versatilidad no solo está dada por la variedad de accesorios que puede utilizar, sino también por las funciones hidráulicas que desarrolla: extensión y retracción; elevación y descenso; inclinación de horquillas hacia delante y atrás; y dirección.

 

  • Es estable al poseer dispositivos o sistemas de suspensión concebidos para nivelar y asegurar estabilidad y seguridad al elevar la carga a gran altura sobre todo en equipos con chasis giratorio. Algunos ejemplos son: gatos, bloqueos de suspensión, ejes extensibles o placas estabilizadoras, por ejemplo.

 

  • Precisa y maniobrable. En algunas marcas, como nuestra aliada Bobcat, la precisión proviene de su transmisión hidrostática mediante el sistema Inching, que permite realizar movimientos mucho más finos y el sistema Speed Management System, que ajusta la velocidad del equipo de forma sencilla. 

La maniobrabilidad de un manipulador telescópico se debe a que posee distintos tipos de dirección en sus ruedas (dependiendo del modelo), característica que la hace un equipo singular para la manipulación de cargas: dirección sobre las ruedas delanteras, para operaciones en terrenos planos y asfaltados; dirección en las cuatro ruedas y en sentido opuesto las delanteras de las traseras; y dirección lateral de las cuatro ruedas en la misma dirección, permite el desplazamiento lateral para trabajar en espacios reducidos.

  • Se adapta a distintos terrenos ya que pueden operar tanto en suelos planos y asfaltados, como en otros más complejos e irregulares sin perder estabilidad, gracias al grosor de sus neumáticos, los sistemas de tracción integral y dirección en sus ruedas.

 

Estas características se agrupan en torno a dos tipos de manipuladores telescópicos:

  • Manipuladores telescópicos con chasis no giratorio, el tipo más común. 
  • Manipuladores telescópicos con chasis giratorio, sobre una estructura en la que se montan la cabina y el mástil. Una de sus ventajas es que alcanzan mayor altura de elevación, estabilidad, capacidad de trabajo y la posibilidad de manipular las cargas sin mover el chasis.

 

Algunas funciones que los accesorios permiten realizar

 

Como hemos revisado, una de las razones de la gran versatilidad de los manipuladores telescópicos es la variedad de aditamentos que puede utilizar para concretar diferentes tareas. Aquí te ofrecemos un breve listado de las funciones que cumple gracias a estos:

  • Horquillas, para cargar, descargar y movilizar la carga. Se pueden utilizar extensiones sobre los brazos de la horquilla para aumentar su longitud.
  • Enganches, que permiten levantar contenedores, cajas y semirremolques enganchando los puntos de elevación. 
  • Pinzas de apriete lateral, que permiten manipular de forma horizontal cargas homogéneas como cajas, envases de cartón o bloques. También hay pinzas con horquillas curvadas como arco, diseñadas para manipular troncos y tablas.
  • Cucharas, para la carga de productos a granel, como arena, gravilla o minerales.
  • Prensor de carga, que permite apretar la carga verticalmente, estabilizándola y evitando que caiga, sobre todo en terrenos disparejos.
  • Empujador/tirador de carga, que facilita el deslizar la carga hacia delante o hacia atrás sobre los brazos de la horquilla. 

Finalmente, la selección adecuada y segura de un manipulador telescópico y sus accesorios dependerá de que el equipo sea apropiado al tipo y tamaño de la carga y el entorno de trabajo en que se operará.

En Triton encuentras diversos modelos de manipuladores telescópicos y asesoría especializada para apoyar tus decisiones.