(01) 215 – 8000
image 14

Cuando estamos insertos en el mercado de la construcción, de la minería, obras viales, logística, entre otros. Sabemos que hay una gran cantidad de maquinaria y herramientas que nos ayudarían en el trabajo. Pero, no siempre podemos costear la adquisición de nuevas herramientas o material de trabajo, por lo que una opción totalmente viable y válida es la de alquilar.

 El alquilar nos supone una oportunidad y una ventaja. Una oportunidad ya que nos permite acceder a distintas herramientas o maquinarias sin necesidad de comprarlas permanentemente, y una ventaja porque siempre estos elementos alquilados estarán en condiciones óptimas al momento de solicitarlos.

Es importante tener en cuenta que alquilar nos permite dar respuestas rápidas a trabajos que quizás no podríamos realizar por no tener la maquinaria necesaria. Cuando se alquila, se puede conseguir la solución a ese problema muy rápidamente.

Es por eso que en este artículo detallaremos más sobre las ventajas de alquilar y en qué fijarse.

Ventajas de alquilar

En el momento de escoger entre comprar y alquilar, debemos analizar varios factores, como el uso que le vamos a dar a la máquina, la disponibilidad de almacén, la duración del trabajo, etc. Cuando revisemos todos estos puntos a considerar, podemos analizar si la carga de trabajo y la intensidad de este, será suficiente para sostener los gastos asociados a la compra o si es más a cuenta el alquiler de la maquinaria.

Ahorro en la adquisición y el mantenimiento

Esta es una de las principales, sino la principal ventaja de alquilar herramientas, ya que la adquisición de este tipo de elementos es bastante caro. También hay que considerar la mantención, la reparación y los gastos de almacenamiento, ya que al tenerlos solo por un periodo de tiempo, no gastaremos ni en reparaciones y mantenciones.

Los gastos de almacenamiento

Las herramientas de trabajo pueden llegar a requerir de un gran espacio para poder ser almacenada mientras no se esté utilizando. Esto se transforma en un gasto fijo más para la empresa o negocio, y es un gasto que se puede ahorrar al alquilar el material de trabajo necesario para la ocasión. Ya que solo la utilizamos el tiempo necesario, por lo que no debemos pagar una bodega para almacenarlos el resto del tiempo.

Tecnología de punta

Con el alquiler siempre obtendrás la última tecnología en lo que corresponde a la maquinaria. Las empresas están en una constante renovación de la flota, ya que la competencia es alta y es importante mantenerse competitivo. En el caso de comprar maquinaria esto es más complicado, ya que los precios son mucho más altos.

Pago por uso

Alquilar te asegura que solo pagarás el uso de las maquinarias adquiridas. Quizás el comprar las herramientas no te asegura que luego seguirá siendo rentable tenerla, por lo que alquilar una es una mejor opción, sobre todo si es demasiado específica o que no creas que le darás un uso continuo.

image 15

Es importante aclarar que, la discusión de alquilar contra comprar es totalmente subjetiva y depende netamente de las capacidades financieras de cada empresa o compañía. Siempre deben tomarse estas decisiones de forma responsable y sin apresurarse.

El alquiler nos puede sacar de un apuro, ya que nos permite salir del paso y poder aceptar trabajos que pudimos haber perdido por no tener los implementos necesarios. De igual modo, el comprar no es necesariamente una mala elección, sobre todo si haces una proyección sobre el uso que le darás a la herramienta de trabajo.

Finalmente, y volvemos a recalcar, esta es una decisión que debe tomarse con sumo cuidado y pensando siempre en el bien de tu empresa. No debe tomarse nada como una regla general, ya que todas las situaciones son distintas.

Si estás interesado en adquirir maquinarias, ya sea por medio de alquiler o compra, no dudes en visitar la página web de Triton.